miércoles, 28 de diciembre de 2011

Y necesitas decir que no a los miedos, verás puedo enseñarte lo que yo prefiero, unas gotitas ahí de amor del bueno, no te preocupes besaré primero. Aunque me canse, y vengan miles de días grises o mis palabras quieran rendirse ante la lluvia en el cristal. Me suena grande, los imposibles también existen.

No hay comentarios:

Publicar un comentario