jueves, 4 de julio de 2013

No al consumismo

Es difícil ser feliz. Es difícil sonreír de verdad. Es difícil mantenerte siempre arriba. Es difícil pensar sin el corazón. Es difícil no tirar la toalla.
Siempre tenemos que pensar en alguien al tomar nuestras decisiones y eso es algo injusto porque muchas veces no somos felices del todo. Es injusto que luego cuando alguien tenga que tomar una decisión no piense en ti.
Quizás tengo demasiado corazón, y eso hoy en día no se lleva. Todo el mundo es egoísta, egocéntrico, consumista, manipulador... Por ejemplo ir a una cuidad es algo horrible para mi, la gente va con prisa, se chocan contigo y no dicen nada, es todo gris, nadie sonríe, van mirando al móvil; concentrados en recibir un simple mensaje.
Ya nada es como era antes... Nadie piensa en nadie. Ahora hay demasiada desconfianza, solo sabemos hablar por una pantalla y no vemos sus caras, ni su tono de voz.
¿Una semana sin todo este consumismo? Seria un gran reto... Mas de uno no sobreviviría.

Quiero que la gente empiece a pensar con el corazón.

No hay comentarios:

Publicar un comentario